blurred cannabis background
Cover skewed lines

100% certificado

Nuestros productos tienen certificado de BPF

Los productos Endoca son todos producidos orgánicamente, controlamos todo el proceso desde la semilla hasta el estante. Debido a que tenemos el 100% del control de todo el proceso de fabricación, nos enorgullece decir que nuestros productos CBD son de la más alta calidad que puede comprar. Creemos en la transparencia y respaldamos nuestras afirmaciones con hechos no exagerados.

El cáñamo que utilizamos se cultiva orgánicamente en Dinamarca, un país reconocido por sus altos estándares de cuidado del suelo y sus bajos niveles de contaminación. A diferencia de otros fabricantes que obtienen su cáñamo de China o fabrican sus productos de CBD a partir de los restos de la industria de fibra de cáñamo.

Endoca ha estado en el negocio de CBD desde el principio, allá por el 2006, cuando nadie había oído hablar todavía del CBD ni de los posibles beneficios que brinda para la salud. Hemos sido los pioneros en la extracción y purificación del CBD. Somos líderes, mientras que otras compañías simplemente copian.

Endoca es una de las pocas compañías en recibir un certificado BPF. Buenas Prácticas de Fabricación (BPF) es un sistema para garantizar que los productos se producen y controlan consistentemente de acuerdo con los estándares de calidad. Está diseñado para minimizar los riesgos involucrados en cualquier producción farmacéutica que no se puede eliminar mediante la prueba del producto final. Pídele a cualquier otro productor que esté considerando comprar para obtener su número de certificado BPF si es que tienen uno.

Muchas compañías de CBD, fabricantes de CBD y distribuidores de CBD son solo meros enlaces en una cadena. Compran sus plantas de otro productor o mayorista antes de la producción o compran su aceite de CBD a granel de una empresa más grande y luego lo presentan como propia marca. Esto crea un peligro para el consumidor que las compañías que venden el producto no puedan garantizar todo el proceso de fabricación de sus productos.

Si no se siguen las precauciones necesarias de GMP cuando se manipulan con CBD, la contaminación en el aceite puede hacerse muy fácil y se transfieren al producto de otro contenedor durante el proceso de reempaquetado.